Empecemos por lo principal, qué significa agile y qué significa Scrum.

Agile es una filosofía o modelo de trabajo que tiene como principios y valores el esfuerzo colaborativo con otros equipos y con los usuarios.

El enfoque agile es una forma de liderar el desarrollo del producto basada en los flujos de feedback, la iteración y mejora continua para dar soluciones a las necesidades de nuestros usuarios y aportar valor.

Por su parte, Scrum es uno de los marcos de trabajo bajo la filosofía Agile centrado en aplicar el enfoque Agile, a la fase concreta de desarrollo del producto en colaboración con los programadores, esos valores de flujo de feedback, iteración y mejora continua con Scrum se reducen solo al entorno del equipo técnico.

ideas-blog-de-product-management

Agile y Scrum comparten principios y valores, pero no debemos quedarnos ahí, ya que Scrum es solo una porción del pastel Agile. 

Por lo tanto, vemos que Agile puede aplicarse a otras fases del producto.

En este artículo, vamos a hablar sobre la importancia del enfoque Agile en la fase de product discovery y de evaluación del impacto.

El principal motivo por el que es importante aplicar Agile en estas dos fases es el recordar mirar hacia fuera y recordar que trabajamos en construir un producto para nuestros usuarios.

La razón de existir del equipo de producto es proporcionar soluciones a los problemas del usuario y aportarle valor. 

Si te parece esencial aplicar Scrum para obtener retorno por parte del equipo de desarrollo, iterar y mejorar, ¿por qué no aplicar la filosofía Agile también con nuestro usuario y otros equipos dentro de la organización? 

Aplicar Agile en Product Discovery

Existen dos momentos clave para recoger el feedback de los usuarios si queremos incluirlo en nuestra iteración del producto. Estos son el “Product Discovery” y la “Evaluación del impacto”.

Cuando hablamos de “Product Discovery”, puede parecernos que se trata de una fase inicial de trabajo que solo se realiza antes de la creación de un producto. Pero en realidad es un ejercicio para plantearse el ¿qué? y el ¿porqué?, de lo que voy a desarrollar, ya sea un MVP o una funcionalidad clave.

Tu producto madura con el tiempo, al igual que cambia el mercado y las necesidades del usuario, por ello es muy importante no perder de vista esta fase.

Para asegurar que tu producto sigue teniendo éxito, revísalo continuamente, itera e incorpora el feedback, como ves no solo Scrum forma parte de la filosofía Agile, sino que va mucho más allá. Este proceso de iteración constante sobre el descubrimiento de tu producto también es Agile.

La fase de product discovery es un trabajo en equipo, colabora con distintos stakeholders, UX designers y personas del equipo técnico. En esta fase nos enfocamos en identificar, validar y priorizar de manera continua, problemáticas que experimenta el usuario.

ideas-blog-de-product-management

Nunca es tarde para hacer este ejercicio. Debes tener claro quiénes son los usuarios de tu producto (personas), cuál es tu propuesta de valor y cuáles son las necesidades del usuario y sus problemáticas y esto puede evolucionar o cambiar con el tiempo.

Construye tu propia fórmula para obtener un entendimiento profundo de las necesidades del usuario realizando continuo user research cuantitativo, es decir, basado en los datos disponibles en tu negocio, y/o cualitativo, por ejemplo entrevistas, shadowing, surveys, smoke test, etc.

Combina las técnicas que más se ajusten a tus posibilidades de negocio, pero asegúrate de seguir teniendo retorno constante de los usuarios e incorporarlo para mantener la propuesta de valor de tu producto.

Aplicar Agile en la Evaluación del Impacto

La “Evaluación del impacto” es otra fase donde Agile juega un rol muy importante. Establece tus métricas para poder medir el impacto o éxito tras la implementación de las funcionalidades desarrolladas. 

De esta manera, puedes aprender e iterar sobre el trabajo realizado. De nuevo, aquí vemos que utilizar la filosofía Agile nos permite incorporar feedback real al producto y decisiones basadas en resultados obtenidos.

Ten honestidad con las métricas que estableces, la clave no es tener cifras impresionantes que no nos ayudan a obtener información real, sino medir las variables relevantes para nuestro producto y negocio.

En resumen, la filosofía Agile va mucho más allá del marco de trabajo Scrum. Agile como filosofía es una forma de trabajar aplicada a todas las fases de confección del producto.

Es una mentalidad que define la cultura de producto a diferencia de la cultura de proyecto, se trata de iterar de los modelos de trabajo estáticos para dar paso a un modelo de trabajo conectado al usuario de nuestro producto y a la integración y colaboración con nuestros equipos de trabajo. 

Agile, es no dejar de preguntarse nunca ¿qué?, ¿porqué? y ¿para quién?, y sobre todo no dejar de hacer esta pregunta al usuario y a los stakeholders e iterar el producto incorporando estos nuevos conocimientos obtenidos en tiempo real. 

Agile quiere decir estar siempre activo en todas las fases del producto, no solo en la parte de construcción o desarrollo con el equipo técnico a través del marco de trabajo Scrum, sino incorporar feedback constantemente e iterar en base a el, no quedarnos estáticos en los primeros requerimientos que se definieron inicialmente. 

Agile es una de las cosas que diferencian product management del project management, ya que favorece la contribución constante a la creación de un plan que está expuesto a evolución, en lugar de la ejecución de un plan previamente determinado.

Como resumen, quédate con estas tres ideas:

  • Scrum es uno de los marcos de trabajo bajo la filosofía Agile.
  • Los principios y valores de Agile son: la colaboración, los flujos de feedback y la iteración para la mejora continua.
  • Es importante aplicar la filosofía Agile a otras áreas del producto, como el “Product Discovery” y la “Evaluación del Impacto”, para alimentar nuestro producto de feedback pertinente y así poder iterar y seguir un proceso de mejora continua.

Descárgate el Product Ownership Starter Toolkit con las 15 plantillas que te ayudarán a crear el roadmap ideal para tus usuarios, así como a seguirlo y consolidarlo durante las fases de entrega:

Descarga el Product Design Toolkit
Foto de Jo Szczepanska

Más contenido interesante:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Newsletter «A Product Letter»

Suscríbete para reflexionar sobre producto el primer martes de cada mes.